Como ligar en una discoteca

Como ligar en una discoteca es una pregunta muy recurrente en esta sociedad en la que, debido a que cada vez le dedicamos más tiempo a nuestra vida virtual, nuestras artes amatorias son cada vez más pobres. Solo tenemos una vida y elegir las tácticas adecuadas de cortejo nos ayudará a ser más eficaces y tener más probabilidad de éxito.

A pesar de haber tantas personas en este mundo, el amor y la atracción son algo más inusual de lo que parece, y la cosa se complica más si nos volvemos selectivos.

Está claro que tampoco podemos pretender exigir algo que no ofrecemos nosotros mismos, pues las posibilidades de ser correspondidos disminuirían considerablemente.

Teniendo esto en cuenta resulta obvio entender, que ya sea en una discoteca o en cualquier otro lugar, mantener un aspecto físico agradable y cultivar nuestro intelecto provocará sí o sí que los demás se fijen más en nosotros.

Como ligar en una discoteca mediante el contacto visual

Los ojos son el espejo del alma. Si bien una mirada demasiado intensa y directa no nos conviene, porque la persona a la que se la dirijimos puede sentirse incómoda o entender que se lo estamos poniendo demasiado fácil, una mirada fija y rápida a los ojos, con semblante natural (ni sonriente ni demasiado serio), puede resultar muy seductora, y hacerle ver a nuestro objetivo que estamos interesados.

Es importante que la mirada no sea tímida, porque no transmitiremos seguridad, y tampoco nos conviene destruir a la otra persona con nuestra mirada felina, es mucho mejor ser sutil y mantener un poco el misterio. La precipitación y las prisas no son buenas consejeras. Hay que saber tejer bien la tela de araña para que no se nos escape la presa.

¿Tenemos posibilidades?

Una retirada a tiempo es una victoria. Si nuestra víctima no nos devuelve la mirada ni en una sola ocasión y se cambia de sitio continuamente en la discoteca, muy posiblemente esté huyendo de nosotros. Para gustos, colores. Hay gente que tiene muy mal gusto, así que por guapa o guapo que seas, es imposible que atraigas a todo el mundo.

Ten también en cuenta que hay gente que ya tiene pareja. Nuestro honor como personas tiene que permanecer intacto, no hay que insistir si vemos que la cosa no pinta bien.

En ese instante debemos eliminar nuestra energía negativa y canalizarla de la mejor manera posible: Buscando otra posible presa. Desconecta cinco minutos, y da la vuelta la típica vuelta al ruedo para ver si te gusta otra persona. Empieza por descartar las que no te gustan. Es la regla de la negación. Nunca aprenderás como ligar en una discoteca si no sabes reponerte rápidamente de una derrota. Te has puesto lo más atractivo/a posible (tampoco te pases), llevas un buen perfume… sé inteligente y aprende a reconocer cuando gustas y cuando no.

La seguridad en ti mismo, tu arma letal

Si sigues sin saber como ligar en una discoteca, he aquí una regla básica: Si vas a atreverte a entrarle a alguien, no te cruces de brazos ni te pongas nervioso, muéstrate seguro de ti mismo.

En el fondo seguimos siendo animales, y los animales huelen el miedo, tienes que transmitir poderío y tranquilidad. Si no sabes torear, mejor no te metas, quédate en casa. Si te vas a tirar a la piscina, tírate sin miedo, ya que te has decidido a dar el paso, dalo en condiciones. Ni voz temblorosa, ni brazos cruzados, ni titubeos. Saluda a quien te gusta, pregúntale que como está, que si quiere tomar algo.

Es evidente que no es un trago fácil, pero ten en cuenta algo. Tanto una mujer como un hombre valorará tu iniciativa y tu valor para lanzarte, así que si le gustas, le empezarás a gustar más aún ahora que sabe que los tienes bien puestos y eres valiente.

Estás en una discoteca, pasándolo bien, no eres culpable de sentir atracción por otra persona, si te gusta estás en tu derecho de intentar un primer contacto. Estás pasándotelo bien, no en un velatorio, y si no tienes suerte, no pasa nada, al menos te has demostrado que eres capaz de hacerlo. Pero nada de medias tintas. ¡A por todas, tigre!

Os dejamos una canción para que os vayaís motivando para la próxima fiesta. ¡Buenísima!

1 comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *