Saltar al contenido
Amor amargo

La primera cita con una persona que conociste en de Internet

Internet se ha convertido en un nuevo e importante espacio para la comunicación y el intercambio entre personas. Ya sea a través de las redes sociales, correo electrónico o sitios web, cada vez es más frecuente hacer amigos e incluso encontrar pareja en el ciberespacio.

Si bien Internet es el espacio donde se encuentra a un nuevo amigo o compañero sentimental, pasado un tiempo y más cuando afloran emociones las personas desean conocerse y determinar cómo es en la vida real el nuevo ser que integra su vida.

la primera cita internet

Más allá de lo que se recibe vía chat o correo, el encuentro cara cara es determinante. Esto ayudará a saber si la relación puede tener sentido o si la persona que se encuentra del otro lado del ordenador cuenta solo verdades a cerca de sí misma.

Por lo general, la primera cita suele retrasarse por una u otra razón. Sin embargo, esto es algo que debes hacer en cuanto sientas que es el momento.  En el presente artículo te enseñamos cómo preparar la primera cita con una persona que conociste en Internet.

¿Dónde puedo conocer a mi posible futura pareja?

Lo primero con lo que me gustaría empezar es eso, aconsejar el sitio ideal para encontrar pareja. Por supuesto ningún sitio es el mejor categóricamente, pero sí hay sitios mejores que otros y por eso quiero hablaros de ello. He consultado con CitaPerfecta.com, una de las mejores páginas para encontrar pareja, y estas son las conclusiones que he extraído.

eDarling, Be2 y Meetic son las que mayor valoración obtienen según sus usuarios. En el Top 5 de páginas de citas online también se cuelan C-Date y Lovoo, aunque estos dos portales son más para encuentros casuales.

Webcam

Existen muchas formas de organizar la primera cita o contacto visual con la persona que se ha conocido en Internet. Entre ellas se encuentra la webcam, una herramienta perfecta para el encuentro de dos personas que viven en países diferentes o ciudades distantes.

Si bien la webcam no cuenta con los encantos de un encuentro cara a cara es una forma de encontrar la voz, el rostro y las expresiones de la otra persona. También esta herramienta ayuda a los más tímidos y a los que no van a ciegas a una cita con alguien que conocen solo de Internet.

Cara a cara

Se trata de conocer personalmente a quien solo se tradujo durante un tiempo en mensajes a través del chat o el correo. En momentos como esos es posible que la reacción sea ponerse nervioso y no saber cómo reaccionar.

Existen varios trucos para hacer que esa primera cita no sea tan incómoda. Algo muy sabio es fijar el primer encuentro de manera que dure solo una o media hora. En este sentido algunos apuestan por fijar la hora de llegada y de partida, lo cual evita tener que dar explicaciones a la hora de retirarse, más si no se está disfrutando de la compañía.

También es mejor planificar la cita para lugares públicos como cafetería y parques donde siempre exista afluencia constante de personas. Fijar el encuentro para horas del día. Evita las salidas nocturnas hasta que conozcas quién es tu ciberamigo.

Desde el punto de vista del intercambio, intenta llevar preparados algunos posibles temas de conversación para que los silencios no imperen en el encuentro. Puedes apoyarte en los diálogos que has tenido con la persona vía correo o chat.

Intenta ser lo más natural posible y evita hablar de manera negativa o hacer referencia a parejas anteriores o hacer énfasis en temas muy profundos. En todos los casos es mejor, a partir de la información que la persona presenta en el muro hacer referencia a anécdotas tuyas e insertar de manera espontánea y natural preguntas que te interesen y revelen alguna información.

Al llegar el final de la cita, si te has sentido bien, planifica para otro encuentro. Establece las pautas según estimes tras el primer acercamiento.

Cuando te despidas hazlo de manera natural y no hagas conclusiones o valoraciones en voz alta. Si el encuentro ha sido un éxito los posteriores e-mails darán la noticia. En caso de que no sea como esperabas no te sientas rechazado, muchas oportunidades aguardan por ti.

Encuentro en grupo

Este tipo de encuentro es una buena idea para cuando no se conoce a alguien y se teme un poco de qué será lo que se encontrará. En lugar de ir solo a la cita, hazte acompañar de un amigo (a) con el que te sientas más seguro. Los dos deben ir acompañados, en este caso, y quedar en algún lugar público.