Saltar al contenido
Amor amargo

Cartas de amor largas

Si demostrar tus sentimientos a quien quieres no te es fácil, aquí te damos algunas ideas de cartas de amor largas que puedes utilizar para inspirarte y así podrás dedícale unas hermosas palabras a esa persona tan especial.

Cartas de amor largas para una novia

Cartas de amor largas-opt

Cada mañana al despertar, agradezco el milagro de estar vivo, pues tengo la dicha de compartir cada uno de mis días con la mujer más hermosa, bondadosa y tierna que existe sobre la faz de la Tierra.

Con ella, puedo ser yo mismo y sentirme amado y valorado sin necesidad de fingir, y es ella quien me ha enseñado lo bonito que se siente estar enamorado y gritarlo a los cuatro vientos, sin miedo al qué dirán.

Con ella, he aprendido tantas cosas, que ahora puedo decir que soy mejor de lo que era ayer, y sé que, si permanezco a su lado, seguiré siendo una mejor versión de mí, porque ella me inspira y me motiva a ser mejor cada día.

Por si te queda una duda, esa mujer eres tú, y quiero que sepas lo afortunado que me siento porque te tengo en mi vida y porque comparto contigo un amor tan profundo y tan inmenso como las aguas del mar.

Te amo.


Mi vida entera está en tus manos, porque me has dejado tan enamorado que solo vivo, siento y respiro por ti; y es que desde que te conocí, no he parado de pensar en ti y en lo maravilloso que es el tiempo a tu lado.

Eres una mujer extraordinaria, inteligente y hermosa, no solo por fuera, sino también por dentro, pues la belleza de tu corazón es precisamente lo que me atrapó y lo que me hizo amarte desde el primer momento.

Sé que quizás no hemos estado juntos durante mucho tiempo, pero tú has llegado a encender cada espacio de mi alma y cada rincón de mi ser, y me has enloquecido, porque ahora solo vivo para ser tuyo y para hacerte feliz cada día de mi vida.

Sin lugar a dudas, estoy enamorado y la única culpable eres tú, que con tus besos, tus caricias y tus ocurrencias me has hecho abrir mi corazón para escribirte una carta de amor.

Te amo.

Cartas de amor largas para un novio

Escribo estar bonitas palabras para que sepas lo mucho que te amo y que el tiempo que he compartido a tu lado ha sido el más maravilloso de mi vida entera.

Cuando te conocí, sentí mucho miedo, pues temía que mi corazón saliera lastimado si me atrevía a amarte y a entregarme por completo. Sin embargo, tú me demostraste que no había nada que temer y, poco a poco, fuiste ganándote mi confianza y mi afecto, hasta que terminé rendida a tus pies.

Ahora tenemos juntos una preciosa relación, a la que no le cambiaría absolutamente nada, pues cada instante, cada alegría y cada tristeza, ha sido necesaria para fortalecer este vínculo tan hermoso que nos une y que nada ni nadie podrá romper.

Le doy gracias a la vida porque me reunió contigo y me permitió vivir la magia del amor, junto a un hombre asombroso que ha sido mi mejor sueño y mi mejor realidad.

Te amo y no podría haber deseado tener a mi lado a nadie mejor, pues tú lo has sido todo y me has enseñado lo sorprendente que es el amor.


Siempre me imaginé lo que se sentiría estar enamorada y que un hombre te amara con tanta intensidad, que todos tus días fueran color de rosa. Cuando te conocí, obtuve la respuesta a mi inquietud, pues acabaste robándote mi corazón y a cambio me diste el tuyo, junto con todo tu amor.

Ahora sé lo maravilloso que se siente amar y ser amada, y mi único deseo es que esto que tenemos sea infinito, porque no imagino mi vida sin este sentimiento que llevo dentro y que se ha apoderado de todo mi ser.

Por eso, me encargaré de darte tanto amor como puedas recibir, y de ser, más que tu novia, tu amiga y tu confidente, para que en mí encuentres todo lo que necesites y así puedas ser feliz, estando siempre a mi lado.

Porque lo que más quiero en la vida es que se mantenga viva la llama del amor entre tú y yo, y que nada sea capaz de apagarla, pues no sé qué sería de mí sin ti y sin tu calor.

Te amo.

Cartas de amor largas para una amiga

La amistad es el mayor regalo que alguien puede darte, más si es real e incondicional, y eso es exactamente lo que tú me has obsequiado, y lo que he intentado retribuirte a lo largo de estos años.

Desde que nos conocimos, nos llevamos tan bien que parecía mentira que dos desconocidas pudieran ser tan unidas de la noche a la mañana, y a medida que el tiempo avanzaba, nos fuimos haciendo cada vez más cercanas, a tal punto de que, más que amigas, nos consideramos hermanas.

Y es que, aunque no tengamos la misma sangre, te siento como parte de mi familia, pues es tanto el cariño que nos une, que te siento como un miembro más de mi hogar, a quien amo y valoro de forma ilimitada.

Por eso, te escribo esta carta, para hacerte saber lo importante que eres para mí y lo mucho que atesoro nuestra amistad, ésa que tuvo un principio pero que jamás tendrá u final.

Te amo, amiga.


Aunque no es costumbre escribir cartas de amor para una amiga, yo me he atrevido a hacerlo, pues la amistad es también sinónimo de amor y vale la pena demostrar lo que sientes por un ser tan valioso como lo es un amigo.

Hoy, quiero decirte lo mucho que te quiero y lo indispensable que te has vuelto desde el día en que te conocí, porque siempre he recurrido a ti en mis buenos y malos momentos, y me has recibido con amor y comprensión, ayudándome a superar cualquier tormento.

No cabe duda de que eres una amiga excelente y un ser humano excepcional, y que yo soy afortunada por ganar tu amistad y por verla crecer cada día más.

Gracias, amiga, por ser tan especial, y por amarme de forma incondicional.